Importancia de la calidad del hosting para el SEO

Muchos dueños de negocios se enfocan principalmente en el atractivo estético de su sitio web o en la calidad de su contenido, creyendo que esto es lo que atraerá a nuevos visitantes y por lo tanto a clientes. Pero todo el dinero gastado en diseñar su sitio web es de poca utilidad si su sitio no se clasifica bien en Google o en cualquier otro motor de búsqueda.

Espero que ya comprenda la importancia del contenido. Pero, ¿piensa en el trabajo de fondo que mantiene su sitio web en el ranking de los motores de búsqueda? Un punto de partida importante es la calidad de su proveedor de alojamiento web.

El alojamiento es un factor que muchos especialistas en marketing web pasan por alto con demasiada frecuencia, y en 2020 está claro que este punto es esencial si desea aparecer en la página # 1 de Google para sus palabras clave principales.

1. Tiempo de actividad / tiempo de inactividad

La calidad de su alojamiento web es un factor determinante en la accesibilidad de su sitio web. Cuanto peor sea la calidad del host, más a menudo caerá su sitio, lo que puede dañar su clasificación de SEO. Y sí, si los robots de Google no pueden acceder a su sitio, tampoco los visitantes y, por lo tanto, Google no tiene interés en promocionarlo.

Por otro lado, si se puede acceder a su sitio web prácticamente todo el tiempo, especialmente cuando Google lo rastrea, es más probable que se clasifique en búsquedas relevantes.

Recuerde que el tiempo de inactividad de su sitio puede fluctuar con bastante frecuencia. Asegúrese de estar monitoreando el tiempo de actividad de su sitio y comuníquese con su proveedor de alojamiento web si tiene alguna inquietud. ¡También recuerde analizar sus registros de vez en cuando!

2. Asistencia técnica

Cuando su sitio web se cae, el tiempo se detiene repentinamente y entra el pánico.

Estos momentos revelarán el verdadero carácter de su proveedor de alojamiento web. Asegúrese de que su anfitrión tenga soporte técnico 24 horas al día, 7 días a la semana. Si desea dar un paso más, conozca la experiencia del personal de atención al cliente de su empresa de alojamiento.

De esta manera, en caso de un desastre, sabrá que tiene un equipo de apoyo dedicado y capacitado listo para acudir a su rescate.

3. Ubicación de su servidor

La ubicación física de su servidor web y su servidor afectaron su clasificación de SEO en el pasado. Los motores de búsqueda podrían clasificar los sitios web con direcciones IP en el mismo país que la IP utilizada para la búsqueda, más alto que los de otros países.

Los motores de búsqueda han evolucionado mucho desde entonces y aunque esto ya no es importante y no te impedirá ocupar el puesto número 1 en Google, juega un papel importante en la velocidad de carga de tus datos y por tanto de tu sitio.

La ubicación de su servidor puede afectar la velocidad de su sitio web. Si se dirige a usuarios de un país diferente al de su servidor host, es probable que esos usuarios experimenten tiempos de carga más lentos, lo que puede afectar negativamente el éxito de su sitio web. Esta es la razón por la que muchos sitios que se dirigen a varios mercados hoy en día usan CDN (Content Delivery Network) para entregar sus datos más rápidamente.

Así que intente encontrar un servidor web con servidores en su país o relativamente cerca de él para aumentar el potencial de SEO de su sitio web.

4. Velocidad del servidor

La velocidad de carga de las páginas de su sitio web afecta las clasificaciones de SEO. Internet es un mundo altamente competitivo, y sus usuarios ya no están dispuestos a esperar a que el contenido de un sitio tarde 1 minuto en cargarse, especialmente en dispositivos móviles …

Puede controlar algunos de los factores que afectan la velocidad de su sitio, como el código y el contenido, pero gran parte depende de su solución de alojamiento web. Al igual que el tiempo de inactividad, la velocidad fluctúa, así que verifique el tiempo de carga de su sitio web con frecuencia (con herramientas como Pingdom o GtMetrix) para ver si hay cambios significativos o preocupantes. Algunos factores técnicos sobre los que tiene control incluyen el tipo de disco duro, la disponibilidad de una red de entrega de contenido (CDN), el uso de un complemento de almacenamiento en caché y si el alojamiento está optimizado para su sistema de alojamiento. Gestión de contenido, como WordPress por ejemplo.

Si está seguro de que ha hecho todo bien por su parte, pero los tiempos de carga de su sitio web siguen siendo lentos, ¡no deje que su proveedor de alojamiento web se caiga! Intente ponerse en contacto con su desarrollador web y anfitrión y pregúnteles si pueden ayudarlo o si hay opciones de VPS o actualizaciones de servidor dedicado disponibles para mejorar el rendimiento de su sitio web.

5. Seguridad

La seguridad deficiente puede ser realmente perjudicial para el SEO de su sitio. Los atacantes pueden piratear su sitio, crear páginas de spam para vincularlas con más frecuencia y generar cantidades masivas de backlinks falsos a su sitio para impulsar la página en cuestión, el tipo de cosas que a Google le gusta penalizar. Cuando haya identificado con éxito la página fraudulenta y la haya eliminado, es probable que Google ya haya impuesto la sanción y el daño ya esté hecho.

Una seguridad deficiente también aumenta las posibilidades de que su sitio web se infecte con malware, lo que puede hacer que los motores de búsqueda lo incluyan en una lista negra o que muestre una advertencia de seguridad en los resultados de búsqueda de los sitios web.

Antes de elegir un servidor web, asegúrese de que tenga las medidas de seguridad adecuadas y un sistema de prevención y eliminación de malware para defender su sitio de los crecientes ataques. Lo que nos lleva al siguiente punto …

6. Soporte HTTPS / SSL

Cada vez más sitios se están moviendo hacia el uso de https para proteger los datos de sus usuarios. Por esta razón, Google dijo en 2017 que usar un certificado SSL ahora es un factor de clasificación SEO positivo. Todavía es un factor de clasificación menor en este momento y, por lo tanto, no debería tener demasiado impacto, pero parece que será cada vez más importante en el futuro cercano, especialmente en una industria que busca proteger más. datos del usuario (consulte GDPR recientemente).

Si desea actualizar su sitio web de HTTP a HTTPS, consulte con su proveedor de alojamiento web para obtener sus certificados TSL / SSL específicos. Muchos hosts ofrecen certificados de tipo Let’s Encrypt o Comodo gratuitos o, a menudo, de bajo costo, que funcionarán aquí. Por supuesto, si tiene un sitio de comercio electrónico, ¡busque consejos para obtener un certificado más sólido!

A partir de ahí, querrá consultar con su anfitrión para saber qué debe hacer para asegurarse de que su sitio web esté funcionando completamente a través de HTTPS. Si eso suena desalentador, tenga la seguridad de que estas listas son bastante fáciles de encontrar en la web y lo ayudarán a realizar el cambio sin problemas. ¡Tenga cuidado aquí de llevar a cabo sus redireccionamientos de URL y también tenga cuidado con el contenido mixto!